Teología del Silencio y de la Carne

¿Virgen o Mujer Verde? artículo publicado 5 noviembre 2017. nueve Musas, España.

Traducir además de ser un trabajo arduo lleva en su propio trabajo la carencia de la profundidad del idioma que traduce, ninguna lengua es fácil de traducir principalmente porque quien lo hace debe de conocer el idioma a la perfección, la historia, cultura del autor y del país en el cual surge el lenguaje. Cada época, siglo, milenio pierde y se enriquece de otras palabras y estás influyen claramente en la forma en la que se debe traducir, lo cual no sólo es interpretar sino hacer propio el lenguaje.

Para continuar leyendo da click a la imagen.